PERSONERÍA JURÍDICA MATRÍCULA 32264
DPPJ Pcia. BUENOS AIRES
N° Registro de Entidad de Bien Público 433

E-Mail: secretaria@arbia.org.ar

Guillermo Moreno: La salida es un Gobierno de transición

http://arbia.com.ar/imagenes/MorenoMardel1.jpg
Moreno: “El problema no es el Fondo, es estrictamente doméstico”
Afirma que la política de Mauricio Macri es “un experimento económico”. Y asegura que el déficit fiscal y el externo ponen a la Argentina en una “supercrisis”. (Ambito.com)
DÉJà vu. Moreno dice que hay que volver a “un comercio administrado” para reactivar al aparato productivo.   
DÉJà vu. Moreno dice que hay que volver a “un comercio administrado” para reactivar al aparato productivo.
El exsecretario de Comercio del kirchnerismo, Guillermo Moreno, arroja números sobre la mesa y con tinta roja marca que "los números al gobierno de Macri no le cierran en 2018". Asegura que el adelanto de fondos del FMI "no soluciona las cuentas del Gobierno".
"Es un experimento económico que por primera vez en la historia hace colapsar a la micro y pequeña empresa, pero también a los grandes grupos económicos", afirma. Como solución plantea una salida polémica: "El tema es si esperamos la explosión de los muchachos (por el Gobierno) o nos ponemos de acuerdo y generamos un Gobierno de transición. Y para eso dimos el primer paso con un encuentro de los equipos técnicos del peronismo con radicales y liberales".

Periodista: ¿Cómo observa la actualidad?

Guillermo Moreno: Estamos en una supercrisis porque los desequilibrios fiscales que colapsaron al Gobierno de Alfonsín y los desequilibrios del sector externo que colapsaron al de De la Rúa están en el mismo tiempo y lugar. Se esmeraron para generar los dos desequilibrios al mismo tiempo. El fiscal lo generaron bajando ingresos con la baja de las retenciones y cuando se les cayó la economía salieron a gastar a lo pavote vía obra pública. Si contás el déficit cuasifiscal llegás a 11 puntos del PBI y Alfonsín se fue cuando llegó a 12 puntos. En el tema externo, para financiar el fiscal te endeudaste, sobre ofertaste dólares en el mercado y se te cayó el tipo de cambio, entonces tenías una relación de precios domésticos vis a vis con el mundo que era la época de la plata dulce. Esto te generó un desequilibrio del sector externo de seis punto del PBI, es un desequilibrio histórico.

P.: ¿Qué plantea como solución?

G.M.: La salida es un Gobierno de transición. Hay tres factores que se pueden dar en esto momento de precolapso. Uno es que Macri se mire al espejo y reconozca lo mal que está todo, pero no lo va a hacer porque es un niño rico y no se mira al espejo. El otro factor es que Bonadio haga lo que tiene que hacer, si Uberti dijo "yo recaudé plata de los corredores viales y de las autopistas", la autopista más importante es Panamericana, por lo tanto como ya escribió Bonadio la investigación va de 2013 al 2015, por lo tanto es un llamado a indagatoria y la salida en toda caso no es la brasileña sino la peruana, es el llamado a indagatoria y que el Congreso haga lo que tenga que hacer. Y la tercera y más sensata es que los radicales digan hasta acá llegué, y que le marquen a Macri que ya no tiene apoyo político para gobernar. Lo que implica que nos ponemos de acuerdo antes del colapso en un Gobierno de transición con algunos esquemas de un plan de contingencia que es lo que estamos conversando los equipos técnicos. El peronismo no tiene ningún inconveniente en conversar estos detalles incluso con los liberales con los que estuvimos. Nos reunimos técnicos del radicalismo, del peronismo y del liberalismo pensando el plan económico de contingencia del gobierno de transición. La otra es pensar que este Gobierno tiene razón, pensar que el próximo Gobierno con respaldo político puede sacrificar seis meses o un año haciendo lo que debería hacer ahora un Gobierno de transición. Con un Gobierno de transición con cierta unidad nacional, los radicales salvan su partido, el peronismo es lo único que queda en pie y tiene que ser uno de nosotros el que encabece y te diría que sería correcto que los liberales conduzcan el Banco Central porque este no es un problema monetario como está planteado.

P.: ¿El adelanto de fondos del FMI no soluciona la situación macro?

G.M.: No, de ninguna manera porque en realidad están pidiendo adelantar los fondos de 2020 y 2021 al 2019, con lo cual el Gobierno que viene en el 2021 no tiene una moneda más. Pero el tema es que esos fondos no les alcanzan para 2018. Revisando las cuentas, hoy tenés reservas por 51 mil millones de dólares, te faltan que entren 6.000 millones y llegás a 57 mil millones. Pero para que la economía funcione tenés un déficit de cuenta corriente que vas a terminar en menos 26 mil millones, te falta un cuatrimestre por lo que te vas a comer 8 mil millones. Manteniendo la caída de la demanda de dinero que tuviste en los últimos 15 días te estás comiendo 3 mil millones por mes del cambio de pesos a dólares, y después se supone que los mercados están cerrados, con lo cual un tercio de la deuda que vence que son 12 mil millones y está en manos de inversores extranjeros, te los van a pedir. Cuando hacés todos esos números tenés menos 8 mil millones. Ahora el tema es que el gobierno planteó supuestos para conseguir el acuerdo con el FMI.

P.: ¿Si son supuestos por qué el Fondo aceptó?

G.M.: Porque finalmente ellos saben que vos podés hacer un default contra el sector privado pero nunca contra el Fondo Monetario Internacional. Hasta Adolfo (Rodríguez Saá) cuando declaró el default, no lo hizo al FMI porque es imposible porque te quedás afuera del mundo. Hay 10 páginas de sanciones si vos incumplís con el Fondo. Entonces, salieron acreedores externos del sistema financiero y entró el Fondo, y para la Argentina es lo mismo. Por eso de sectores del peronismo no salieron críticas furibundas al acuerdo con el Fondo, lo que dicen es que está mal negociado. El problema no es el Fondo, el problema es estrictamente doméstico.

P.: Es golpista el mensaje...

G.M.: Si están los radicales no, porque la salida está en el Congreso en una Asamblea. Si no hay Gobierno de transición vamos a una salida cruenta porque estos no se van sin una salida callejera. La lógica indica que hay que instalar un Gobierno de transición. Le sirve al peronismo y al radicalismo porque vos despejás la contienda electoral, entonces lo que se pide de la unidad que es muy difícil, en un Gobierno de transición no hay ningún problema en que haya distintos actores en el peronismo y mantenés la vigencia del partido radical, y le das un lugar a los liberales, y al progresismo venga con Cristina o sin Cristina. De esa forma evitás la disputa callejera, eso me parece que hay que construir en los próximos 60 días. La clave la tienen los radicales, no la tiene Macri ni su entorno. Yo creo que ellos también están olfateando esto.

P.: ¿Cuáles son para usted las medidas que hay que tomar?

G.M.: Administrar el comercio exterior, hacer un acuerdo de precios y salarios, y obviamente resolver el tema fiscal vía reactivación y no vía ajuste. La caída de la recaudación va más rápido que la caída del gasto. Ahora no tenés una salida reactivadora si no hacés un acuerdo de precios y salarios, y no podés hacer un acuerdo de precios y salarios si no administrás el comercio. Obviamente que en ese esquema hay que poner el precio de los alimentos en función de los ingresos populares y de la energía en función de la productividad básica de tu industria. Cuando ordenás eso y le empieza a sobrar algo a los ingresos populares y administrás el comercio, la demanda que se genera va sobre la empresa local. Por supuesto que es en un esquema de transición, no es el modelo de desarrollo permanente y sustentable, eso vendrá después en la discusión electoral.

Volver

07/09/2018 (3353)        compartir en facebook compartir en twitter compartir en G+ compartir en Whatsapp



Recomendados


http://arbia.com.ar/imagenes/Tri-catalogo-marzo-2017.jpg   http://arbia.com.ar/imagenes/Tri-Logo-Ventas.jpg   http://arbia.com.ar/imagenes/Varela_sept.jpg   http://arbia.com.ar/imagenes/home_top01-hi.jpg